Villancico profano

Música Letra País Época
Juan del Encina Juan del Encina España Renacimiento
(s. XV)
 Se trata de un villancico(1) a tres voces cuya partitura musical proviene de dos cancioneros: el “Cancionero musical de Palacio” y el “Cancionero de Segovia”. El texto no es sino uno de sus poemas de amor cortés, que ya venía recogido, sin música,  en el propio Cancionero” de su autor,  Juan del Enzina (1469-1530), cuya primera edición data de 1496.(2)
Un cancionero era un libro en el que se reunían composiciones musicales para uso de una casa aristocrática, catedral u otras instituciones que albergaran una capilla musical.
 
Letra:

Por su belleza creemos que merece la pena copiar aquí el texto completo de la poesía, aunque normalmente los coros no interpretamos más que las cuatro primeras estrofas, y también es oportuno reproducir un texto de Serafín Fernández Martínez que amablemente aclara el significado de la palabra “maguera “:

Respecto a  qué significa “magüera” (o, como reza el Cancionero, “maguera”), puedo decirle que el diccionario de Covarrubias (o Cobarrubias) de 1610 recoge ya como antigua la voz “maguer” (sin diéresis) con el valor de “aunque”. Por consiguiente, aquí, el “vencido de amor” lo era posiblemente “aunque pastor”, es decir, aun siendo pastor, o pese a su humilde condición de pastor.

Ay, triste, que vengo
vencido de amor
maguera pastor.

Más sano me fuera
no ir al mercado
que no que viniera
tan aquerenciado:
que vengo, cuitado,
vencido de amor
maguera pastor.

Di jueves en villa
viera una doñata,
quise requerilla
y aballó la pata.
Aquella me mata,
vencido de amor
maguera pastor.

Con vista halaguera
miréla y miróme.
Yo no sé quién era
mas ella agradóme;
y fuese y dexóme
vencido de amor

maguera pastor.

De ver su presencia
quedé cariñoso,
quedé sin hemencia,
quedé sin reposo,
quedé muy cuidoso,
vencido de amor
maguera pastor.

Ahotas que creo
ser poca mi vida
según que ya veo
que voy de caída.
Mi muerte es venida,
vencido de amor
maguera pastor.

Sin dar yo tras ella
no cuido ser bivo
pues que por querella
de mí soy esquivo.
Y estoy muy cativo,
vencido de amor
maguera pastor.

Sentimos no poder dar el nombre de los intérpretes de esta delicada versión pero no está indicado en el video.

(Volver al índice)